martes, 28 de diciembre de 2010

un useful

El cuerpo sabe entender
que esos hilos
no sirven
para sostener en  el cielo
 las cabezas agitadas por el grito de ameba

Entonces
deja que caiga
el párpado y la vigilia
sobre el calor inmenso de la pantalla
y se duerme preguntando
si mañana habrá olvidado
lo que era llorar

1 comentario: